jueves, 27 de octubre de 2011

Camila Vallejo: aires de Ché


Nadie dice que Camila Vallejo y el Ché Guevara tengan algo en común.  Lo digo yo, que cuando vi esta foto de la joven estudiante revolucionara, mirando hacia la izquierda y con el pelo al viento, encontré un aire a la archifamosa foto de Ernesto Guevara, tomada por Korda.   Aunque quizá, sí tengan algo más en común...

A los 23 años, esta estudiante de Geografía, militante del Partido Comunista, se ha convertido en la figura más carismática de la revuelta estudiantil que agita a Chile desde hace más de cinco meses, con su desafío al derechista Piñera. Las manifestaciones de miles de estudiantes han sido las más importantes desde el fin de la dictadura militar de Pinochet, sin embargo, el centro del reclamo se ha concentrado en Camila Vallejo, una estudiante cuya belleza y liderazgo hace temblar al presidente chileno.

Lectora de Mijaíl Alexándrovich Bakunin y fan de The Doors,Camila Antonia Amaranta Vallejo Dowling  es la portavoz de la Confederación Nacional de Estudiantes de Chile, que agrupa a todas las federaciones universitarias, ella es la segunda mujer en la historia elegida para la presidencia de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile (FECH).

De pantalones vaqueros, una bufanda siempre al cuello y un piercing característico en la nariz, su hermoso rostro se ha vuelto familiar gracias a sus frecuentes apariciones en la televisión. “Mi generación, a diferencia de la de mis padres, no tiene miedo al espectro de Pinochet”, dice. Su cuenta de Twitter, con más de 320 mil seguidores, así lo demuestra.

Las encuestas dicen que la estudiante es respaldada por el 68 % de la población. Cuarenta puntos por detrás aparece el presidente de la nación, desgastado ante la opinión pública por ordenar la represión frontal de las manifestaciones que piden una educación pública gratuita y de calidad.

Los estudiantes quieren una educación pública, gratuita y de calidad. Chile es uno de los países donde la educación superior pública es cara, un sistema heredado de la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990). De las universidades privadas, solo en Estados Unidos cuesta más. Estudiar en un establecimiento educativo superior chileno vale por encima de los 6 mil dólares al año, en un país donde el sueldo mínimo es de 380 dólares al mes.

Ser la líder de esta revolución y serlo de forma tan mediática, también tiene su otra cara de la moneda: Camila está amenazada de muerte  y recibe con frecuencia los insultos de la derecha.


Fotografía: 20 Minutos
Más información: 1, 2 y 3

2 comentarios:

  1. Una cara bonita siempre acompaña bien a unas ideas bonitas ;P

    ResponderEliminar

Vuela a la luna